ULTIMAS NOTICIAS

only display title if it's non-empty

POLITICA

GREMIALES

SOCIALES

martes, septiembre 20, 2016

Ausentismo docente: Las carpetas psiquiátricas están al tope del ranking



“Ha disminuido mucho la cantidad de certificados que se presentan por día”, aseguró ayer por Radio Fueguina el ministro de Educación Diego Romero, sin poder precisar el número hasta terminar de completar el relevamiento estadístico, pero lo atribuyó al resultado de la tarea de fiscalización iniciada, ante la sospecha por la cantidad de docentes y no docentes enfermos en la provincia, siendo una población chica.

El foco está puesto en las carpetas psiquiátricas, que son funcionales a la justificación de largos tratamientos, que pueden llevar años y más de un centenar lo realizaba fuera de la provincia.

“Cuando asumí nos encontramos con que la gente iba al Ministerio a presentar su alta médica al finalizar el ciclo escolar”, expresó, mientras que otro grupo directamente “dejaba de ir a su puesto laboral sin ninguna explicación”. En estos últimos casos se ubican los pomys y se iniciaron sumarios con los primeros dictámenes, dado que ante la falta de controles ni siquiera se presentaba un certificado médico.

“Cuando hay tanta gente enferma en una población tan chica, se sospecha”, subrayó el Ministro.

“Las carpetas psiquiátricas son las más elevadas de toda la administración pública”, aseguró, con más de cien que habían optado por tratarse fuera de la provincia.

“Se necesitaba claridad no sólo en el ámbito de educación sino en toda la administración pública, porque hay que ser justos con las personas que realmente están enfermas”, remarcó el funcionario, para explicar esta labor de control.

“Las enfermedades que tienen mayor ranking en la provincia con relación a los docentes son las psiquiátricas y el tratamiento lo pueden hacer en la provincia”, aseveró, destacando que “Fiscalización ha hecho un trabajo exhaustivo en cada caso”.

“No es lo mismo un certificado por un resfrío que una licencia por largo tratamiento. Se ha hecho venir a las personas que estaban en el norte con licencia psiquiátrica para que hagan su tratamiento acá y hay otros que se han derivado porque tienen otro tipo de enfermedad”, explicó.

“Fiscalización los ha convocado a junta médica para ver si necesitan seguir con el tratamiento y lo pueden hacer en la provincia”, a fin de verificar la necesidad de extender licencias que en algunos casos llevan años.

Reconoció abusos: “Cuando asumí nos encontramos con que la gente iba al Ministerio a presentar su alta médica al finalizar el ciclo escolar. Los casos se irán revisando y no hay que cerrar los ojos sobre la situación que hay en cada escuela”, dijo.
Dado que hay médicos que firman esos certificados, prefirió “no ser irrespetuoso” poniendo en duda la labor que realizaron y ahora mira hacia delante cómo continuar. “Estamos en contacto permanente con fiscalización para el entrecruzamiento de datos que tiene que haber siempre”, señaló.

Se le preguntó cuántas carpetas psiquiátricas hay actualmente y no lo pudo precisar, pero “en el ranking las carpetas psiquiátricas son las más elevadas de toda la administración pública”, remarcó.

La justificación más común para no trabajar y seguir cobrando por meses o años, es el estrés laboral. “Si una persona tiene estrés laboral, no puede estar eternamente con una licencia y no puede tardar dos años para recuperarse”, manifestó Romero, planteando que “puede hacer tareas pasivas y existen esos casos. Lo importante es revisar caso por caso, que es lo que está haciendo fiscalización”.

“No sé si hay avivados, pero hay tratamientos que estaban haciendo en el norte hace años y los pueden hacer acá. Ahora se hace la derivación correspondiente a los que tienen una enfermedad grave que no se puede tratar en la provincia, y también hay un médico fiscalizador en Buenos Aires”, dijo.

Respecto de la cantidad de certificados médicos que se presentan por día en el sector docente, y en un momento superaban los 200 solamente en Río Grande, afirmó que “ha disminuido bastante pero no podría dar una cifra, porque tendría que analizar todos los certificados médicos”.

El número podría rondar los 130 pero falta afinar las estadísticas y ver en qué estado quedan los de largo tratamiento. “Cuando se extiende la licencia por enfermedad, se llama al médico laboral, y ahora hay más profesionales también. Cuando hay tanta gente enferma en una población tan chica, se sospecha”, reconoció el funcionario, exponiendo el costo para el estado de estos abusos.

“Hay casos donde tenemos suplentes de suplentes. Y cuando hay una persona con licencia, asume otra suplente y, si se enferma, el cargo hay que ocuparlo. Son suplentes de suplentes y pasa en cualquier cargo, o en horas”, dijo.

Si bien hay limitaciones para los certificados de parte del IPAUSS, otra maniobra que analiza Fiscalización es la persona que se va de viaje “y manda certificados del norte para justificar los días”.

Hay fenómenos detectados en empleados a punto de jubilarse, que pasaron los últimos años con “carpeta psiquiátrica por estrés”.

“Lo importante es el trabajo del órgano fiscalizador, y está trabajando bastante”, sostuvo Romero.

Además dio a conocer que se toman denuncias anónimas, dado que hay docentes con licencia que en su muro de facebook publican fotos de las vacaciones de las que están gozando. “Cuando hay esas situaciones ahora se denuncia, se manda el número de documento y el nombre de la persona, como me han llegado a mí, y yo lo paso a fiscalización, que notifica a la persona en el domicilio. Si no está, se inician las acciones sumariales correspondientes”, detalló del procedimiento.

Romero atribuyó estos abusos a “mucho tiempo sin controlar el ausentismo en general. Los sumarios que voy firmando en los últimos tiempos por faltas injustificadas son más de los no docentes que de los docentes. Son personas que dejaron de ir a su puesto laboral sin ninguna explicación”, afirmó, para el caso de los pomys que no se tomaron el trabajo de conseguir siquiera un certificado médico.

“Hay muchos dictámenes de acciones sumariales que se han hecho este último tiempo, y no son docentes en su mayoría”, remarcó el ministro.

“Necesitamos constatar la situación real, porque tenemos que ser justos con el que realmente está enfermo y necesita un tratamiento”, subrayó.

Y agregó que la comunidad “reclama” este tipo de controles. “Si van a una institución y plantean este tema, van a opinar que está bien que se controle, y el ente fiscalizador cumpla con la responsabilidad que tiene de fiscalizar la enfermedad. Ahora trabajan mucho con la junta médica haciendo un ranking de las enfermedades reales que hay, porque también necesitamos ver como sociedad qué nos está pasando”, concluyó.

DESTACADA

Melella planteó la preocupación por el acuerdo con Gran Bretaña por la pesca en el Atlántico Sur

El intendente Gustavo Melella lamentó que “que este tipo de acuerdo pueda ser la plataforma para un manejo conjunto de los recursos pesqu...


 
Copyright © 2013 Mujeres o Demonios
Powered by Blogger Templates